¿Qué significa impulsar un sindicalismo diferente?

Reflexiones para el Primero de Mayo

Célula Olga Benario

I.

El sindicato es un espacio central para un comunista. Marx decía que la clase trabajadora tenía dos ventajas fundamentales frente a la burguesía: su masividad y su organización. La primera ventaja nos fue otorgada por el desarrollo histórico, la segunda, hay que construirla. En México, el movimiento obrero-sindical se encuentra en un atraso sistemático heredado del corporativismo y la cooptación ideológica de los cuadros sindicales,  primero por el régimen priísta, después por el reformismo de partidos políticos como el PRD o MORENA.

Ese es el escenario en el que hay que intervenir como militantes. Se trata de un sindicalismo charro en el que dominan las prácticas autoritarias y antidemocráticas, o bien en el llamado “sindicalismo independiente” que además de ser minoritario, lleva años en la inmovilidad, a la cola de los supuestos “partidos de izquierda”  y que ahora va despertando ante el avasallamiento de las políticas anti-obreras que han impulsado los distintos gobiernos. 

Y, ¿qué significa impulsar un sindicalismo diferente en este escenario? Nuestra labor aquí, hay que asumirlo de entrada, no es sencillo, ni dará frutos de la noche a la mañana. Hay que intervenir desde cada hueco posible en las organizaciones de trabajadores: en la formación, la propaganda, los foros de análisis, y sobre todo, creando y reforzando la organización, con la intervención directa que desde la base que pueda ir reposicionando el programa histórico de la clase obrera, hasta conformar direcciones combativas dispuestas a ganarle terreno al capital en el campo de la lucha política. 

Este primero de mayo es una oportunidad para reflexionar sobre los principios que dieron forma a las demandas del movimiento obrero y que siguen siendo una brújula para nuestra intervención en el trabajo sindical: ocho horas de trabajo, ocho horas de descanso, ocho horas de ocio, tres breves consignas, tres principios,  cuya materialización hoy, en nuestro país, implica una verdadera revolución. 

Irlanda Amaro Valdés

 II.

Desde la perspectiva de los sindicatos charros y corporativizados por MORENA, la supuesta avanzada sindical son viejos lobos de mar que están dispuestos a heredar sus prácticas charras a los sindicatos que intentan sacarse de encima ese lastre.

En el caso del SUTGCDMX, la cosa no es distinta e incluso la idea de esperar a que el gobierno resuelva problemáticas sindicales dada la ignorancia y el abandono, parece estar más arraigada. Es menester que nos insertemos en estos espacios donde la batalla sindical va desde la educación más básica, en términos de defensa laboral, hasta poder levantar un sindicalismo clasista y combativo.

En periodos de pandemia, el sindicalismo padeció un desmembramiento, y la única articulación que se podía generar era a través de videollamadas. Este primero de mayo la tarea es sacar la lucha sindical de la enfermedad de las reuniones estériles y darle nuevo bríos en las calles, en la creación de consignas en el refuerzo ideológico y sobre todo, la lucha en todos los espacios, en todo momento entre la clase trabajadora que no deja de tener vicios. Es ahora o nunca, el sindicalismo debe pasar de la mera defensa laboral a la ofensiva programática, sistemática y férrea de las demandas proletarias.

Georgina Franco

Mayo 1º, 2021

#primerodemayo #diainternacionaldelaclasetrabajadora #cdmx #partidocomunistademexico

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s