RECHAZO TOTAL A LA AGRESIÓN IMPERIALISTA SOBRE VENEZUELA

LOGO

El Partido Comunista de México (PCdeM) condena enérgicamente cualquier intento del gobierno imperialista de Estados Unidos para intervenir directa o indirectamente sobre la soberanía de la República Bolivariana de Venezuela y llama a todos los trabajadores y a los pueblos explotados de América Latina a resistir ante esta agresión.

De antemano consideramos una absoluta hipocresía el que un gobierno oligárquico imperialista como lo es el norteamericano, se arrogue el derecho de calificar qué gobierno es democrático y cuál no lo es; máxime cuando el Estado norteamericano a través de sus instrumentos financieros, diplomáticos y militares, han sido los artífices de los golpes de Estado y las dictaduras más sanguinarias y antidemocráticas que ha conocido la historia de América Latina.

No podemos olvidar que hace tan sólo diez años han dirigido y avalado un golpe de estado en Honduras, no podemos olvidar el apoyo irrestricto que el Estado norteamericano prestó a las dictaduras militares en Brasil, Argentina y Chile; que han sido las fuerzas armadas de Estados Unidos quienes dirigieron un genocidio en Centroamérica para acabar con las fuerzas rebeldes apoyando a presidentes tan asesinos como Anastasio Somoza y Efraín Ríos Mont.

Hoy mismo, el gobierno norteamericano reconoce como democráticos y legítimos a Estados cuya forma de gobierno es profundamente anacrónica, reaccionaria y antidemocrática como lo son las monarquías, mismas que abundan entre sus socios de la OTAN, o hacia su mayor proveedor de petróleo que es Arabia Saudita, país donde las mujeres son excluidas de los derechos básicos liberales del ciudadano. El gobierno norteamericano hoy mismo apoya a formas de gobierno deliberadamente racistas como lo es el Estado de Israel, o abiertamente fascistas como lo es el gobierno de Ucrania. Ningún argumento que pudiera darse para cuestionar la legitimidad del gobierno venezolano encabezado por Nicolás Maduro, dejaría exento de los mismos cuestionamientos a los gobiernos de sus aliados e incluso a su propio gobierno, encabezado por un presidente fascistoide que resultó electo a pesar de que la mayoría de los votantes se manifestó a favor de su contendiente.

No es casual que en este caso los gobiernos títeres y favorables a los intereses  del imperialismo norteamericano hayan demorado sólo minutos en sumarse al reconocimiento de un gobierno electo por grupo reducido de personas, quienes claman por la sangre de sus compatriotas y abren la puerta a la invasión de la mayor fuerza asesina de la historia. Esos gobiernos que reaccionaron favorablemente, sin trámites y sin demoras a favor del reconocimiento del gobierno paralelo venezolano, encontraron imposible el reconocimiento de la independencia de la República de Cataluña, misma que buscaba escindirse del REINO de España. Son los mismos gobiernos que niegan a las Repúblicas Populares de Donetsk y Lugansk, el reconocimiento que merecen amparados en el derecho a la libre autodeterminación de los pueblos.

Es muy claro que lo que busca el Estado norteamericano es por una parte, apropiarse de la basta riqueza petrolera de Venezuela, además de desmantelar el bloque de países que en América Latina se han negado a colaborar de forma sumisa ante los dictados de Washington.

Todo Estado, por definición, puede ser más democrático, pero esto ha de ser obra de su propio pueblo, pues no hay democratización más falsa que la que viene acompañada de una guerra de intervención imperialista. Sólo la clase trabajadora organizada y aliada con el resto de las clases explotadas pueden mejorar sus condiciones de participación política, pero si este proceso es real, tenderá a aumentar el poder de los trabajadores y a reducir el poder de la oligarquía imperialista mundial, de la cual el Estado norteamericano es su máxima expresión.

Llamamos a todos los trabajadores y explotados del mundo, y en particular a los de México y América Latina, a resistir unidos y organizados en contra de una agresión imperialista cuyas consecuencias pueden ser realmente desastrosas, y a apoyar a las fuerzas proletarias del pueblo Venezolano en su continua lucha por el socialismo y por la unidad bolivariana de América Latina.

¡NI UN PASO ATRÁS!

¡FUERA YANKEES DE VENEZUELA!

¡POR LA REVOLUCIÓN Y EL FUTURO COMUNISTA!

PROLETARIOS DE TODOS LOS PAÍSES, UNÍOS

PARTIDO COMUNISTA DE MÉXICO

(PCdeM)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s