CARAVANA MOTORIZADA Contra la represión a la UPVA 28 DE OCTUBRE

IMG-20170706-WA0007

Erick Rodríguez

El jueves 29 de junio al interior de las oficinas centrales de la Unión Popular de Vendedores Ambulantes (UPVA) 28 DE OCTUBRE, cobardemente asesinaron a Meztli Sarabia Reyna, hija de Rubén Sarabia Sánchez “Simitrio,” líder de la organización.

Los voceros de la UPVA señalaron que fue una  ejecución extrajudicial que no podría haber sido perpetrada sin la colaboración de los aparatos represivos del Estado mexicano, pues en el lugar del homicidio –aseguran la prensa y testimonios de integrantes de la UPVA- se encontró una credencial vigente que pertenece a un miembro activo del Ejército Mexicano; al día siguiente, durante la marcha que esta organización realizó hacia las oficinas del Secretaría General de Gobierno del estado de Puebla se identificó a un miembro armado del ejército y, nuevamente, durante el entierro de Meztli, se volvió a descubrir a un militar infiltrado, también armado. Los testimonios de los otros agredidos durante el homicidio, aseguran que los asesinos eran sicarios profesionales pues utilizaron armas con silenciadores.

La represión contra “la 28 DE OCTUBRE” ha sido por parte del  gobierno poblano con motivos políticos, pues esta organización se ha caracterizado por luchar por empleos y mejores condiciones de trabajo en el Mercado Hidalgo, en la Ciudad de Puebla, lo que le ha traído como consecuencia el injusto encarcelamiento de su líder Simitrio, a dos de sus hijos, así como a otros integrantes de la organización. En total han sido más de 350 presos por motivos políticos que en los últimos gobiernos de Puebla han sido encarcelados.

En esta ocasión han asesinado a la compañera Meztli, no sin antes haberla hostigado y amenazado de muerte desde hace un año, dejando como mensaje escrito que atentarán en contra de quien apoye a la UPVA. Las primeras declaraciones de la Fiscalía responsable de investigar este crimen aseguraron que muy probablemente se trataría de un pleito por cuestiones de narcotráfico, afirmaciones absurdas que se basan en la mentira, odio y rencor que la burguesía poblana, mediante sus títeres gobernadores, expresa a través del más repugnante cinismo e impunidad.

Fue por ello que diversas organizaciones de Puebla, Tlaxcala, Oaxaca y la Capital del país nos organizamos en apoyo a la UPVA, pronunciándonos en contra del asesinato de la compañera Meztli; por la liberación de Simitrio y todos los presos políticos de la UPVA y del país, así como en contra del Terrorismo del Estado Mexicano y su guerra contra nuestro pueblo.

La Caravana Motorizada partió el lunes 3 de julio desde la Ciudad de México rumbo a la Ciudad de Puebla para encontrarse con la UPVA en el Mercado Hidalgo. Por la mañana del siguiente día se realizó la conferencia de prensa en ese lugar y, encabezada por Tonatiuh Sarabia Sánchez (hijo de Simitrio y hermano de Meztli así como abogado principal que lleva éste y otros casos judiciales en contra de su organización), se dejó claro el rechazo a las declaraciones falsas de la Fiscalía y se mencionó que aún permanece gravemente herido un compañero víctima de aquellos sicarios -a quien le negaron atención médica en un hospital público de la entidad. Asimismo, Tonatiuh y los representantes de las organizaciones allí presentes (CNTE secciones IX y XXII; FPR,  IDP, PCdeM, FPFVI Siglo XXI, Normal Rural de Panotla de Tlaxcala, CNE, entre otras) exigierón se haga justicia en contra de los responsables materiales e intelectuales de la ejecución de Meztli.

Después de ello, la Caravana Motorizada partió de regreso a la Ciudad de México, hacia la Comisión Nacional de Derechos Humanos, para denunciar la clara intervención del Estado mexicano. A la par, se realizaron mítines en el Senado y Tonatiuh Sarabia se reunió con una comisión de la ONU para solicitar el seguimiento al caso.

La caravana se conformó con más de cincuenta camiones que transportaban a más de doce mil personas dispuestas a luchar por justicia. Los mítines realizados mientras se atravesaban las principales avenidas de la Ciudad, así como la breve estancia frente a la embajada gringa, sirvieron para refrendar la solidaridad a la UPVA y mantener viva la combatividad hasta el destino final de la jornada, que era la Secretaría de Gobernación, no sin antes detenerse ante la PGR y el anti-monumento a los 43 compañeros estudiantes normalistas de Ayotzinapa aún desaparecidos, víctimas también de la violencia sistematizada y especializada en contra de los luchadores sociales, como es el caso de Meztli Sarabia Reyna. Poco a poco se fueron integrando más organizaciones sociales, para, finalmente, llegar a la SEGOB, donde se volvió a exigir justicia y que se realicen las investigaciones pertinentes, dejando en claro que no se darán pasos atrás, hasta que el Estado burgués desaparezca junto con sus esbirros mercenarios, se haga justicia a los caídos y se de muerte al deleznable capitalismo.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s