Con Trump… más guerra imperialista

Adrian imagen

 

Adrian Galindo 

La promesa de Trump de construir un gobierno diferente a los anteriores, durante su campaña hacia la presidencia, se desvaneció tan rápidamente como azúcar en agua caliente: la propuesta de aumentar el presupuesto militar en 54 mil millones de dólares (el aumento más grande desde la década de los 80) y la afirmación de Trump de tenemos que empezar a ganar guerras de nuevo, confirman las intenciones imperialistas del gobierno estadounidense.

Actualmente Estados Unidos gasta más de medio billón de dólares en defensa, esta cantidad es superior a la suma del gasto militar combinado de los siete países que más gastan en defensa después de Estados Unidos. Este aumento solo puede significar una intensificación de la política militar imperialista de Estados Unidos sobre el mundo, es decir, mayor intervención, injerencia y más conflictos militares.

A pesar de que esta es todavía una propuesta y falta que sea aprobada por el poder legislativo, el mensaje es claro: el gobierno de Trump privilegia la guerra sobre todo lo demás.

¿Pero cómo es que esto afecta a nuestro país? No podemos tener todavía conclusiones definitivas respecto a esto, pero una mirada a nuestro pasado reciente puede dibujarnos un panorama más claro.

Uno de los ejemplos más evidentes de la política imperialista de Estados Unidos en México es la “guerra contra las drogas”. Esta política iniciada en el gobierno de Calderón e intensificada por el gobierno de Peña Nieto, ha tenido aterradoras consecuencias para nuestro país: 30 mil 942 personas desparecidas (de las cuales 54% corresponden al sexenio actual), más de 200 mil personas asesinadas (entre enero de 2014 y enero de 2017 fueron asesinadas 33 mil 99 personas, no olvidemos que actualmente en México la principal causa de muerte entre los jóvenes es el homicidio) y miles de desplazamientos forzados.

Este masivo despliegue de violencia ha sido promovido por Estados Unidos, desde 2007 este país ha destinado 2 mil 300 millones de dólares en “tareas antidrogas” en México por medio de la Iniciativa Mérida. De manera adicional a esta Iniciativa, se han destinado 2 mil 100 millones de dólares de asistencia militar y policial a México desde 2008. Gran parte de este presupuesto se ha destinado a la compra de armas y material bélico (armas de asalto, vehículos blindados, helicópteros y otras aeronaves militares): Entre enero de 2012 y abril de 2015, la venta legal de armas de Estados Unidos a México alcanzó la cifra de 3 mil 500 millones de dólares, casi 10 veces más que en el periodo 2000-2012. No sobra decir que la venta masiva de armamento de Estados Unidos a México es una de las principales causas de la violencia, inestabilidad y violaciones graves a los derechos humanos.

Con el ejemplo de la “guerra contra las drogas” podemos concluir que el gobierno de Trump no traerá mayor seguridad y estabilidad a nuestro país, por el contrario, podemos esperar un recrudecimiento de las condiciones actuales de violencia y mayor injerencia de Estados Unidos. Este escenario no es exclusivo de México, muchos otros países de América Latina y el mundo son también objetivos del imperialismo estadounidense. No hay duda de que la guerra de clases se intensificará notablemente en los próximos años, en este sentido es importante no olvidar la siguiente consigna: ni guerra entre pueblos, ni paz ente clases.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s