Muestra gobierno de CDMX para quién es la “Ciudad de la esperanza”

Xen

Xenia Hernández

Desde 1997, la Ciudad de México es gobernada por el Partido de la Revolución Democrática (PRD), que en sus inicios se comprometió a “gobernar para los pobres”, acabar con la corrupción, opacidad y discrecionalidad con la que había sido administrada la Ciudad bajo el régimen del PRI. Hoy, a más de 17 años de administraciones perredistas, la corrupción en el gobierno de la Ciudad es el pan nuestro de cada día. Para muestra, basta la línea 12 del Metro, en la que ya se han gastado mil millones de pesos adicionales a los programados inicialmente, y eso tan sólo para rehabilitar las 11 estaciones que fueron cerradas luego de haberse dictaminado que no eran seguras, ya que había riesgos de descarrilamiento debido a negligencias cometidas durante su construcción. Al respecto, el PRD sólo ha detenido a dos funcionarios de bajo rango, mientras que permitió que el director de dicha obra se escapara y Marcelo Ebrard, quien era el Jefe de Gobierno en aquel entonces, tampoco ha sido castigado por la corrupción que privó en el proyecto, y que abarca desde los concursos de licitación, hasta la entrega de sobornos a las empresas que dieron el certificado de seguridad a la obra.

En cuanto a la falta de trasparencia, numerosas organizaciones de vecinos manifestaron su inconformidad por los cambios en el uso del suelo llevados a cabo por los legisladores, quienes planifican el desarrollo urbano en favor de los intereses de las empresas privadas, y en contra de los intereses de los sectores populares. Tal es el caso de la Supervía, obra privada y de cuota. En defensa de esta obra, el PRD argumentó como supuesto beneficio que su construcción no afectaría a las finanzas de la Ciudad, pues el costo sería pagado por los mismos usuarios. Lo mismo dijo del Metro Bus, pues al estar concesionado a empresas privadas, el gobierno no gastaría en su operación (y con ello supuestamente garantizaba un servicio más eficiente). Pero esta explicación de los asambleístas que pertenecen a la supuesta “izquierda”, para concesionar obras públicas de transporte, sólo demuestra que el gobierno permite que el costo generado por el traslado de los trabajadores hacia su centro laboral sea absorbido por los mismos trabajadores, aun cuando debería de ser asumido por los patrones, ya que son ellos quienes deben de incorporar a la composición orgánica de capital dicho gasto. Es decir, así como el gasto de las herramientas, maquinaria y demás equipo de la fábrica son responsabilidad de la empresa, también el gasto en traslados lo es, y debería ser absorbido por ellos y no por los trabajadores.

Por otro lado, estos representantes de “izquierda” pretenden esconder el hecho de que las obras son muchas veces construidas en suelos considerados de conservación ecológica y de recarga de los mantos acuíferos, como es el caso de la súper vía. Además, ocultan que son terrenos que pertenecen al gobierno, y que están siendo usufructuadas por particulares, sin que nosotros, los trabajadores, seamos beneficiados de ninguna forma. No conforme con todo lo anterior, para proporcionarle estos terrenos a las empresas privadas, el gobierno de la Ciudad se encargó de desalojar y reprimir a los sectores populares que se opusieron a dichas obras. De esta manera, las empresas constructoras ganan y ganan, y la supuesta izquierda, que “gobierna para los pobres”, las beneficia.

La mancuerna gobierno-capital no se terminará aun cuando en el 2018 el color del partido que gobierne a la ciudad cambiara, ya que ningún partido, incluyendo a MORENA, pretende terminar con estas prácticas que expolian y acrecientan la explotación de los trabajadores. La corrupción es un mal necesario para la alianza capital–gobierno, y desaparecerá solamente cuando llegue al poder un verdadero gobierno de los trabajadores, que nos beneficie con un proyecto de verdad para las clases populares.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s